media

Este sábado comienza la XLVI edición del torneo de selecciones más antiguo del mundo. Brasil acogerá una nueva Copa América marcada por la necesidad de Messi y por la ausencia de Neymar.

"Tengo más ganas de salir campeón por Messi que por mí". Estas palabras del "Kun" Agüero explican a la perfección lo que supone esta Copa América para Argentina. Quizás la última oportunidad de Leo Messi para cumplir su sueño de levantar un trofeo con su país tras las finales de Copa América y Mundial perdidas. Para muchos colocar a Messi en el trono de mejor jugador de la historia pasa por liderar una Argentina campeona y se van agotando las oportunidades. Pero Leo no lo tendrá nada fácil, ya que Argentina se presenta a este torneo en plena reestructuración y su rendimiento es una incógnita.

Quizás Argentina tenga alguna oportunidad más a raíz de la lesión de Neymar, que se pierde la Copa América por una lesión en el tobillo derecho en plena polémica por temas extradeportivos. La canarinha sigue siendo igualmente la gran favorita para alzar el torneo. La Uruguay del incombustible Tabárez con Luis Suárez, Cavani, Godín y los jóvenes Nahitan Nández, Bentancur y Valverde, ya dejaron grandes sensaciones el pasado Mundial y se presentan como seria alternativa.

La Colombia de Carlos Queiroz con Falcao y un James Rodríguez con necesidad de reivindicarse está llamada a ser otra de las alternativas de este torneo. Higuita ya dijo que si Colombia no salía campeona se cortaba el pelo, muy claro lo debe tener René. Perú y Venezuela pelearán a priori por un puesto en cuartos de final y, por qué no, por ser una de las sorpresas del torneo. Aunque es cierto que los peruanos no están al nivel que mostraron el año pasado en el Mundial, en el que dejaron un buen recuerdo. La vinotinto ha crecido mucho y llega en buena forma tras una contundente victoria ante Estados Unidos. Paraguay y Ecuador parecen estar algo lejos de sus mejores años y Bolivia intentará seguir siendo un combinado incómodo para sus rivales.

La otra cara de la moneda es para Chile, que llega como vigente campeona pero repleta de dudas tras quedarse fuera del pasado Mundial. La roja llega con Alexis Sánchez en el peor momento de su carrera y con el seleccionador muy cuestionado. Los chilenos solo han ganado cuatro de los últimos once partidos y están encuadrados en un duro grupo con Uruguay, Ecuador y Japón. Parece complicado que puedan revalidar el título. 

Como países invitados a esta edición nos encontramos las selecciones de Japón y Qatar. Ojo con Qatar, el gran desconocido del torneo. El ambicioso proyecto del país de los petrodólares para hacer un gran Mundial de 2022, en el que son anfitriones, empieza a dar sus frutos de la mano del seleccionador español Félix Sánchez, y se proclamaron nada menos que campeones de Asia hace apenas unos meses de una forma muy merecida. Aunque no lo tendrán nada fácil en un grupo con Argentina, Colombia y Paraguay.

¿Ya has decidido quién es tu equipo favorito para ganar la Copa América? Consulta nuestras apuestas de fútbol para esta competición.